Victoria ante el Añares Rioja (68-62) de un Arxil que sigue creyendo en sus posibilidades


No renuncia el Club Baloncesto Arxil a pelear por la cuarta posición de la Liga Femenina 2 en la recta final  de la competición.

Las verdes están dispuestas a apurar hasta el final sus opciones, y así lo desmotraron en el Centro Galego de Tecnificación Deportiva ante el Añares Rioja (68-62), en un encuentro que se decidió en el tercer cuarto pese a lo apretado del marcador final.

María Lago (22 puntos) y Minata Keita (14) lideraron una vez más en ataque a un Arxil que no se encontró cómodo en el inicio del choque. Así, en el primer cuarto las visitantes mantenían la igualdad e incluso mandaban en el marcador (14-15).

Fue en el segundo parcial cuando las de Mayte Méndez empezaron a mandar con una gran defensa, llegando con ventaja al descanso (29-25), aunque no fue hasta después del intermedio cuando el Arxil marcó la diferencia. Mantuvo el nivel defensivo pero el ataque se mostró más incisivo para dejar casi sentenciado el encuentro (52-35).

Mejoró el cuadro riojano en el último cuarto, y llegó incluso a apretar el electrónico, pero la renta era demasiado importante y no llegó a culminar la remontada.

FUENTE Y FOTO: PONTEVEDRAVIVA.COM


El Arxil se crece en un tercer cuarto decisivo ante el Añares

Salieron los dos equipos con demasiados intereses en juego, y demasiado serios, como para confiarse. El Arxil, agotando sus últimas opciones de jugar el play off, y el Añares La Rioja, por evitar su entrada en puestos de descenso. Así las cosas, las vascas lucharon todo el primer cuarto por ponerse a la altura de las verdes y no dejar que les ganaran demasiado terreno (10-12, min 2). Pero en el segundo las locales comenzaron a sentirse cómodas y a aprovecharse de la falta de acierto de las visitantes, a las que llegaron a adelantar en siete puntos (27-20, minuto 7). Llegaba entonces el segundo punto de inflexión de la primera parte, que permitió al Añares retomar algo de seriedad y reducir la distancia hasta a tres puntos (27-24) antes de volver a caer a cuatro en el último minuto.

Vino bien el descanso a las verdes, que volvieron a pisar la cancha mucho más entonadas que al final del segundo cuarto y recuperaron los siete puntos de ventaja en el marcador (37-30, min 3) y lo ampliaron hasta nueve sin dar un segundo de respiro a las blancas, que se vieron obligadas a pedir un tiempo muerto a mitad del tercer cuarto para intentar recomponerse. No fue tan sencillo, y los continuos robos de balón, rebotes y fallos defensivos de las vacas no hacían más que engordar el luminoso a favor de las locales (41-30, min 6), más y más (52-35 al fin de tercer cuarto).

El último lo emplearon las visitantes en intentar remediar lo inevitable y, aunque llegaron a reducir la distancia a siete puntos (58-51, min 7), finalmente no pudieron pasar de seis. Por abajo.

Parciales: 16-17, 13-12 (29-25, descanso), 23-10 (52-35), 16-27 (68-62, final)

 

Árbitros: Álvaro Cubero Rodríguez y Cristian Martín Vázquez

 

Incidencias: Partido disputado en el pabellón del Estadio da Xuventude con buena entrada

Arantxa (7), Ana Román (10), Carla (6), María Lago (22), Minata Keita (14) -quinteto inicial-, Ana Martín (5), Cristina (4), Noa ,Aldara y Natalia

Arregui (6), Lizarazu (7), Cisse (1), Johnson (39), Wells (6) -quinteto inicial-, Uría (8), Etxeberría (2), Astigarraga (2)

FUENTE Y FOTO: LA VOZ DE GALICIA

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

40 + = 46