El Club Baloncesto Arxil empieza ya a sentar las bases de la próxima temporada, en la que su primer equipo volverá a competir en la Liga Femenina 2.

La ilusión del club pontevedrés pasa por repetir la buena temporada que acaba de cerrar con su participación en la fase de ascenso a la máxima categoría del baloncesto femenino nacional, y para ello es conciente de la necesidad de atar la continuidad de la columna vertebral del equipo.

La directiva verde pretende lograr la renovación de la totalidad de la plantilla, pero en los casos de la senegalesa Maimouna Diarrá y la estadounidense Fallon Lewis la negociación se antoja complicada.

Será difícil por la buena campaña realizada por ambas, que provocará la llegada de más de un oferta, y las pretensiones económicas que puedan tener las jugadoras, toda vez que «en el club tenemos una hoja de ruta a nivel económico y queremos cumplirla», reconoce Lino Vázquez.

En el caso de que se confirme la salida de Diarrá y Lewis la clave pasará, explica el directivo pontevedrés, en «acertar en los fichajes» si se quiere aspirar a estar de nuevo en el play-off de ascenso.

NOTICIA: PONTEVEDRA VIVA

 

 

 

 

1

 

El Arxil pretende repetir metas y vestuario el próximo año en Liga Femenina 2

NOTICIA: LA VOZ DE GALICIA

Los casos que más preocupan son los de las dos extranjeras, Diarrá y Lewis, que es previsible que reciban ofertas de categoría superior

  1. P.pontevedra / la voz, 07 de mayo de 2015. Actualizado a las 05:00 h. 0

temporada del Arxil ha sido tan buena que en la disciplina verde quieren mantener el bloque que les ha llevado a disputar el play-off de ascenso a Liga Femenina con opciones reales de subir de categoría. Si por la directiva fuese, las artífices del año de sobresaliente volverían a competir, con la experiencia acumulada, que puede ser clave para repetir actuación.

Pendientes de las extranjeras

El capítulo más delicado será el de las dos extracomunitarias. Diarrá fue la MVP del Grupo A con 547 puntos de valoración y es una de las más vigiladas por los ojeadores de Liga Femenina. Fallon Lewis, de vuelta en su país, espera ofertas. El Arxil no va a hipotecar sus arcas por mantenerlas.